Pilates

 

El método Pilates es un sistema de acondicionamiento físico completo donde se trabaja el cuerpo como un todo, desde la musculatura más profunda hasta la más periférica, y en la que intervienen tanto la mente como el cuerpo. Esta técnica debe su nombre a su creador, Joseph Hubertus Pilates, quien defendía la idea de que fortaleciendo el centro de energía, constituido por los abdominales, la base de la espalda y los glúteos, de cada individuo se podía conseguir el movimiento libre del resto del cuerpo.

Se trata de toda una filosofía de entrenamiento del cuerpo y la mente, cuyo objetivo es lograr un control preciso del cuerpo de la forma más saludable y eficiente posible. Busca conseguir el equilibrio muscular, reforzando los músculos débiles y alargando los músculos acortados. Esto lleva a aumentar el control, la fuerza y la flexibilidad del cuerpo, respetando las articulaciones y la espalda.

Las actividades se realizan principalmente tumbado, sentado, de rodillas o en posición inclinada para evitar la presión sobre los músculos o articulaciones y siempre manteniendo el control de todas las partes del cuerpo que intervienen en las sesiones.

Los resultados, visibles a corto plazo, consiguen una notable tonificación muscular, una mejora del sistema sanguíneo y linfático, corrige la postura corporal y estiliza la figura.

El Método Pilates también desarrolla aptitudes como la atención y la disciplina en quienes lo practican. Además, se logra un dominio total de la motricidad y un mayor conocimiento del propio cuerpo, lo que aumenta la autoestima y refuerza nuestra capacidad de concentración y control.

  Pilates  
 
Pilates
 
Pilates
 
Pilates
 
  • Las bases biomecánicas del método Pilates son:

    RESPIRACIÓN COSTAL: Busca mantener ocupados los músculos abdominales y espinales, y los hombros relajados, mientras se expande la caja torácica al inspirar. Al espirar, las costillas se contraen hacia la cintura, involucrando de nuevo los músculos espinales y los del suelo pélvico. Además, la respiración permite imprimir un ritmo al ejercicio.

  • COLOCACIÓN DE LA PELVIS: La pelvis neutra es una alineación de la pelvis que permite a la columna permanecer en su posición óptima para trabajar. En esta posición no se encuentra ni presionada contra el suelo ni arqueada. Reduce el volumen de carga sobre la columna y permite a los abdominales y músculos espinales trabajar con eficacia para soportar la columna y equilibrar las articulaciones y músculos.

  • COLOCACIÓN DE LA CAJA TORÁCICA: Las costillas juegan un papel esencial en la capacidad de emplear con precisión los abdominales, ya que afectan a la alineación de las vértebras por su conexión con la columna, y por su relación con el músculo transverso, unido a las costillas inferiores.

  • ESTABILIZACIÓN Y MOVIMIENTO ESCAPULAR: contribuye a mantener la alineación correcta de los hombros y la columna. Ayuda a evitar la fatiga muscular durante el desarrollo de movimientos repetitivos. 

  • COLOCACIÓN DE CABEZA Y CERVICALES: Extender el cuello y ser conscientes de su alineación con las otras vértebras ayuda a evitar la hiperactividad de los pequeños músculos del cuello y la mandíbula.
 
     
Pilates   Pilates   Pilates